El 66513 ha sido el número agraciado con el Gordo de la Lotería de Navidad. Un total de 660 millones de euros que cobrarán en su mayoría ciudadanos residentes en Madrid.

El Gordo llegaba a las 11.57 horas y lo han cantado las mismas niñas que anunciaron un quinto premio y el Gordo el año pasado. Ellas son Nicol Valenzuela y Lorena Stefan y han llevado la suerte al barrio obrero de Madrid, Arganzuelas.

Un pellizco para Vizcaya y otro para Barcelona

Aunque la mayor parte del premio se queda en Madrid, también han sido afortunados una localidad de Vizcaya y el Barrio del Raval en Barcelona.

La Administración de Arganzuelas hizo un intercambio con una de la localidad de Abadiño en Vizcaya y han repartido 20 millones de euros.

Una administración del Barrio del Raval en Barcelona también ha repartido 40 millones de euros del Gordo, pues Montserrat Malagelada, títular del establecimiento, había recopilado décimos que acabaran en 13, porque sus clientes se los solicitaban.

El Gordo acaba en “13”, la mala suerte más afortunada

Aunque el 13 es el número de la mala suerte, o eso dicen, la verdad es que ha sido una de las terminaciones más buscadas.

Entre las anécdotas de los agraciados, destacan José Luis, trabajador de un bar cercano a la Administración que comentaba que llevaba ese número porque nadie lo quería. Otra de las afortunadas ha sido Elena Ferreira, que está desempleada y ha vivido prácticamente de la caridad en los últimos años. Este año podrá comprar reyes y tapar agujeros contaba muy emocionada.

Diez trabajadores de la sede el PSOE en la calle Ferraz también han sido agraciados con el premio Gordo y 350 empleados y ancianos de una residencia se van a repartir más de 80 millones de euros.

Este año la Lotería de Navidad ha repartido un total 2.310 millones de euros, de los cuales, el 20% tendrán que ingresarse en la Agencia Tributaria para los premios de más de 2.500 euros.

 

Dejar respuesta